Para degustar simplemente acompañados de buena compañía.

Fresco y perfecto acompañante para todos los platos d la dieta mediterránea.

Destaca su elegancia, dentro de su potente estructura y poderío.

Para acompañar carnes, pescados, cocidos, quesos…

Gran equilibrio y destacable potencia, deja entrever los recuerdos de ser un gran Tempranillo.

Para acompañar pescados, todo tipo de carnes, quesos curados.

Maridare con quesos, carnes rojas, caza y pescados grasos.

Idóneo para marinar con mariscos, pescados y arroces marineros.

Maridaje perfecto con cocidos, menestra, pescados en salsa. Y todo tipo de carnes.

Para acompañar todo tipo de carnes y pescados grasos.

Se marida tanto solo como con carnes, pescados grasos, quesos, etc.

Para la mera degustación hasta acompañar cualquier clase de carnes, incluida la caza.